Alivia el estrés

      No hay comentarios en Alivia el estrés

mar

Es muy común que los problemas de la vida diaria bloqueen nuestro sistema energético y comencemos a experimentar síntomas que reflejan nuestro desajuste y desequilibrio interior.

  • Ansiedad, miedo, irritabilidad, confusión, alteración del sueño
  • Dificultad para concentrarse, pensamientos negativos y repetitivos, excesiva auto-crítica, olvidos, preocupación por el futuro….
  • Dificultades en el habla, risa nerviosa, trato brusco en las relaciones sociales, llanto, apretar las mandíbulas, aumento del consumo de tabaco, alcohol…
  • Músculos contraídos, dolor de cabeza, problemas de espalda o cuello, malestar estomacal, fatiga, infecciones, palpitaciones y respiración agitada..

Es importante que encuentres tu propia fórmula para liberar lo que sea que esté impidiendo tu bienestar y paz interior, de lo contrario, termina por convertirse en algo constante y todo ello afecta tu sistema inmunológico y tu sistema nervioso.

Al estar sometido a tensión, el hipotálamo activa la glándula pituitaria que comienza a segregar en exceso las hormonas que regulan el sistema endocrino forzando a las glándulas suprarrenales a segregar adrenalina y corticoesteroides, y si el nivel de cortisol es elevado durante un periodo de tiempo largo se debilita el sistema inmunológico porque se reducen las células defensoras producidas por el timo y el nivel de interferón que nos defiende contra los virus.

Cuando sientas malestar o sientas que retienes en el tiempo cualquiera de los síntomas que describimos anteriormente, intenta detenerte, respirar y cambiar tu estado interno, comenzando a sentirte un poco mejor, liberando el malestar y acercándote a tu bienestar.

Para cambiar de frecuencia o cambiar cómo te sientes, comienza por recordar quién eres, quién hay detrás del «Yo»… recuerda que eres más que un cuerpo, un nombre o un problema determinado.

Conecta con tu verdadero ser y con todo el amor que habita dentro de ti.

El amor te permite cambiar de foco, posicionarte del lado de lo que tienes, de lo que has hecho hasta aquí y de todo lo que puedes llegar a ser y hacer. El amor te conecta con la verdad, con tus capacidades y con todo tu potencial.  La forma más bonita que descubrí para conectar con la energía del amor ha sido a través de Reiki y la Meditación, pero existen muchas otras formas que puedes probar y conocer hasta encontrar aquella que resuene contigo. Un recurso que te ayude a conectar con el amor en los momentos que no te encuentras muy bien.

Veamos un ejercicio muy fácil para liberar el estrés, el malestar interior y recuperar tu estado de equilibrio.

Ejercicio de 5 pasos para liberar el estrés.

1- Darte cuenta que no te sientes bien y reconocer que puedes hacer algo para mejorarlo.

2- Descubrir dónde sientes el bloqueo. En que parte de tu cuerpo sientes que no fluye la energía libremente.

3- Ponle un nombre. “Me siento de esta forma…”. Lo que haces consciente se transmuta con la energía universal.

4- Comienza a sanar auto-regulando tu estado interno: comienza respirando lenta y profundamente, el tiempo que intuitivamente sientas que es necesario. Puedes poner tus manos sobre la zona del cuerpo donde sientas el malestar.

5- Repite esta frase mentalmente  “Yo soy amor”. Es un mantra muy poderoso que te ayudará a aliviar tu estado interno y sentirte cada vez mejor.

¡Prueba y cuéntame como te ha ido!

Natalia

Terapia Holistica: terapias para el alma y la paz mental.

Si Deseas aprender técnicas de bienestar y plenitud, no dudes en ponerte en contacto conmigo: nataliaignaccolo@gmail.com 

 

 

Acerca de Natalia Ignaccolo

Natalia Ignaccolo es Lic. en Psicopedagogía. Mentora y Terapeuta experta en desarrollo personal y espiritual. Maestra de Reiki, Esencias florales, Monitora de Meditación y Mindfulness, Master PNL. Creadora del curso completo de crecimiento personal y espiritual "Activa tu Esencia". Desde hace varios años acompaña a muchas mujeres en un camino de transformación interior que les ayuda a liberarse de las creencias limitantes y vivir en plenitud la vida que desean.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.